PRIMERA PROPUESTA PARA EL NUEVO AÑO

No siempre se puede ser elitista en todo, pero es bueno proponerse un mínimo básico, una plataforma digna y decorosa desde la que abordar todos los objetivos, signos y directrices que debamos asumir. Empezamos el nuevo año y nos hacemos promesas de toda suerte, en ocasiones, muy duras y complicadas de materializar, si bien, hay que intentarlo, alguna subirá a nuestro inventario de logros. Pero para no desmoralizarse, bueno sería empezar por las cosas más sencillas, por ejemplo, se acabó experimentar estados metafísicos indeseables mediante el garrafón. No importa que sea más barato y campechano. Primera propuesta del nuevo año: No al garrafón.

No al garrafón

Publicado el enero 2, 2018 en Artículos Propios y etiquetado en , , . Guarda el enlace permanente. 3 comentarios.

  1. Jajaja!!!! Eso está en la linea de mis propósitos del nuevo año…
    Aunque, ahora que lo pienso… Yo ya me pasé a beber solo cerveza hace tiempo, jejehe.
    Tendré qur pensar en otra cosa… 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

Anotaciones de Javier Barraycoa

SEMPER ÍDEM, SEMPER FIDELIS, IGNIS ARDENS

Ushma Patel

When the green woods laugh with the voice of joy, And the dimpling stream runs laughing by; When the air does laugh with our merry wit, And the green hill laughs with the noise of it.

Pixel Edit

Creative PicsArt Editing Tutorial | Photo Editing Tutorial

KUSAMER'S

"God Knows I'm Tough Enough"

PU[N]TOS DESCOSIDOS

La poesía no podrá cambiar el mundo pero sí a las personas que lo pueden cambiar.

Apuntes de un mosquetero:un blog de cultura

En el teatro del Siglo de Oro, los mosqueteros eran quienes presenciaban el espectáculo de pie. Eran la parte más bulliciosa del público, y la que decidía la suerte de la comedia. Un blog para hablar de teatro, de cultura y de la pasión que compartimos.

A %d blogueros les gusta esto: