LUCES Y SOMBRAS

Nada como un escenario de luces artificiales para apagar las sombras, para disimularlas, para soñar que no existen. Cierto que las luces navideñas, que por cierto cada vez empiezan antes, pueden resultar vistosas y entrañables, pero suelo volver a casa por un camino lleno de cajeros, rincones y construcciones de cartón saturados por sombras, bien apartadas de las luces, que me saludan y recuerdan que no son apariciones, que existen, pero no encuentran caminos para volver a sus casas.

Publicado el noviembre 29, 2019 en Artículos Propios y etiquetado en , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Lucernarios

Espacio literario abierto a la poesía y la crítica

film-induced

Film review, history and theory

poupeedinubila

Poemas, Cuentos,Pensamientos,Sentimientos , Genealogía

EL ARTCA

Poesía Microrrelatos Arte

A %d blogueros les gusta esto: