CIUDADES CON MAR

Mucha gente, cuando visita nuevas ciudades, conoce catedrales, otras se apuntan a los museos, sin olvidar los mercados de abastos. Yo también, a todo eso y más, pero si la ciudad tiene puerto, no puedo sujetarme a la llamada de la mar, ya sea mediante su paseo marítimo, su restauración o su puerto deportivo. Y aquí estoy, intentando recordar dónde dejé el yate amarrado. Si es que parecen todos iguales.

Publicado el enero 11, 2020 en Piezas/Lugares y etiquetado en , , . Guarda el enlace permanente. 13 comentarios.

  1. Buenas noches, tengo correo acumulado, no doy abastos con mi esposo. Preciosa la fotografía, ya comenté en otra ocasión que me encanta el mar, la playa, también los puertos con sus barcos, pero en especial me atraen las barcas de los pescadores, tengo muchisimas fotos y algunos dibujos. Buena semana

  2. Que pena, a ver si aparece el yate. Más que el mar, lo que importa es el yate. jajaj. Buen día amigo

  3. El mar… estaría horas mirándolo dejando vagar la imaginación con la vista en el horizonte. Y sin embargo me da miedo navegar, así que creo que no me voy a comprar un yate, por pequeño que sea.
    Abrazos.

  4. Yo también soy de disfrutar del mar, eso sí, sin yate jejeje.
    Un abrazo Gorrión.🌹

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

La máscara rota

Publicación de cuentos, ensayos y otro tipo de contenidos

¡Vaya Diario!

viajes, geografía y cuentos

El vuelo de la lechuza

Filosofía, literatura, humanidades.

El cuidado en la palabra

Enfermeras que cuidan a través de las palabras

El espacio de Chus

Un blog de rebote

Vivencias de un Pirata

Afotando por la vida.

A %d blogueros les gusta esto: