LIMOSNA MÍNIMA

tonterías las justas. Dar sobras de los bolsillos es un despropósito y algo muy feo estéticamente, las limosnas hay que dignificarlas, otorgarles cierto caché. No podemos tratar a los necesitados como huchas de nuestro capital colateral. Es decir, limosna mínima. Tenemos muy mal acostumbrada a nuestra conciencia, hay que trabajar para que sea algo más selectiva. Si somos somos, en caso contrario, maduremos la limosna para otra ocasión. El reclamo pertenece a un santuario de la carretera que nos lleva a Puebla de Sanabria.

limosna mínima

Limosna mínima

Publicado el agosto 22, 2015 en Artículos Propios y etiquetado en . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

Sin prejuicios

Para ser y no retenerse

El rincón de Sofista

Un lugar para la Filosofía, la opinión, la música, el arte, la política, la religión,... siempre con libertad y respeto. Se admiten críticas, alabanzas y sugerencias. Todo en su justa medida.

travelingpersecond

Learning Cultures by Traveling

MISTERIOS Y LEYENDAS DE GALICIA Y ASTURIAS

MISTERIOS Y LEYENDAS DE GALICIA Y ASTURIAS

princesssa

Vive y deja vivir... ama y dejate amar

Alejandro Poetry

libros, cine y poesía

SHIFT2Drive.blog

mobilité quotidienne, découvertes & convictions

A %d blogueros les gusta esto: