TRÁFICO ALTERNATIVO

Estaba harto del tráfico, de las aglomeraciones, del perder tiempo y vida subido en un coche. Estaba decidido, partiría hacía la naturaleza, pequeños pueblos con olor a cabrito y chimenea.  Carreteras amables, curvas suaves y paisaje rústico de primera calidad. ¡Dos horas, dos!!! Metido en una solemne caravana de tráfico alternativo. Vacas y vacas luciendo cada una de ellas una matización distinta del negro. Jinetes conduciendo la manada sin sobrepasar los máximos de velocidad. Y los coches en lenta procesión tras las vacas, los caballos, los curiosos. Bueno, por lo menos, era tráfico alternativo, mucho más sano para nuestros pulmones y el colesterol.

Publicado el noviembre 26, 2015 en fotografias/viajes y etiquetado en . Guarda el enlace permanente. 2 comentarios.

  1. Y las vacas sin pasajeros? Qué derroche!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Revolución Poeta

"La revolución en letras, abre puertas a la libertad y junto a un lápiz y papel cantamos la verdad"

Hablando silencios

Quiero compartir lo que en ocasiones callo.

Poetas en la noche

POESÍA, CUENTOS Y RELATOS

Uriel saino

Un viajero sabio nunca desprecia a su propio país

A %d blogueros les gusta esto: